Close

Silencio en la ribera

📽️ La opera prima de Igor Galuk, que se estrenó en el Bafici, es un ensayo documental unido a la última crónica publicada por Haroldo Conti sobre la Isla Paulino en la localidad de Berisso. Conocé los detalles en este artículo de Ludmila Ferrer, gentileza de El Grito del Sur.

 

En abril de 1976, un mes antes de ser secuestrado y desaparecido por la última dictadura cívico militar, Haroldo Conti publicó el texto “Tristezas del vino de la costa o la parva muerte de la Isla Paulino” en el que narraba la situación de pobreza y abandono en el que había quedado la isla, ubicada frente a la localidad bonaerense de Berisso, luego de una gran inundación que hubo en 1940. “Silencio en la ribera”, la ópera prima del director Igor Galuk, es un ensayo documental que se estrena en esta edición del Bafici sobre los pobladores de la isla, sus costumbres y el estado de la ribera que recupera también los últimos días de Conti registrados por el cineasta Roberto Cuervo y traza una conexión temporal en la que, a pesar de los años, la realidad de Isla Paulino ha cambiado poco.

“A mí el texto de Conti, que es un autor que admiro mucho, me llega en 2015. Primero me resultó muy impresionante como berissense que un autor como él se fijara en la Isla Paulino, que es un lugar de referencia para nosotros. Y después su prosa me conmovió porque escribió 40 años antes lo que nosotros habíamos visto en la ribera, compartiendo casi la misma mirada”, dijo Galuk a El Grito del Sur. 

El colectivo Movimiento Audiovisual Platense, al que Galuk pertenece, había empezado a recuperar material de la Escuela de Cine de La Plata, que fue cerrada por la dictadura en 1978. “Recuperamos el documental inconcluso de Roberto Cuervo, que se llamaba ‘Retrato humano: Haroldo Conti’, que la empieza en el ‘75 y no la termina por el secuestro de Conti -contó el director-. Después recuperamos otro documental del ‘65 que se llama ‘Hombres del río’ y es sobre los pescadores a caballo de Punta Lara. Nos dimos cuenta de que varios realizadores se habían interesado por el cine de la costa e incluso habían hecho planos similares a los que teníamos nosotros. Ahí empezamos a tejer para que pudieran ensamblarse de forma orgánica y pudiera seguir narrando y construir un relato dramático a partir de la crónica de Conti”.

“Silencio en la ribera” intercala así imágenes del lugar, de sus casas de chapa, de sus pescadores y del autor de Mascaró el cazador americanoescribiendo en su máquina de escribir Royal, cortando la vegetación con un machete o junto a su esposa, Marta Scavac. Y en off el relato que lleva adelante la historia es “Tristezas del vino de la costa o la parva muerte de la Isla Paulino”.

“Es exclusivamente el relato de Conti. La crónica tiene mucho del clima fantasmal de la isla, pero se puede observar también el momento particular que vivía el propio Conti, la desolación total, la crítica gubernamental y, lo que es muy impresionante, que percibía la posibilidad de desaparecer”, señaló Galuk.

¿Cuál es la importancia que tiene la Isla Paulino para los berissenses?

Fue un polo de todo. Los mejores tomates y vinos salían de ahí, era un lugar de veraneo, para ir a comer. Era una salida no solo para los berissenses, sino para toda la región que iban el fin de semana, se tomaban una lancha y pasaban el día en la isla. La isla sufre una inundación en 1940 que devastó a las familias, muchos murieron, muchos se fueron, otros quedaron resistiendo. En la década del ‘70 Conti ve esa pujanza, esos fantasmas con muchas casas inhabitadas. Nosotros llegamos en 2011 donde la encontramos un poco más decadente, con solo siete familias que viven en la isla. Actualmente hay una revalorización del territorio que llevan adelante agrupaciones vecinales, artistas, referentes culturales que tienden lazos organizativos para recuperar la isla. Es un proceso lento, pero en los últimos cinco años se nota. La crónica de Conti empezó a circular mucho más ahora como un valor histórico y simbólico.

¿Cómo es presentar tu primer largo en el Bafici en medio de esta crisis que atraviesa el INCAA?

Estamos ante una crisis del cine nacional muy fuerte. El gobierno de (Mauricio) Macri desguazó mucho la producción audiovisual y muchos de nosotros quedamos sin trabajo. Teníamos la esperanza de que (Luis) Puenzo, que participó de toda la lucha que dimos durante el macrismo, pudiera reactivar el sector como presidente del INCAA, cosa que no sucedió. Después de casi tres años de inacción nos vimos en la obligación de marchar y pedir su destitución y ver si ese cambio de dirección nos puede salvar de la caducidad del Fondo de Fomento, que afecta a toda la producción cultural nacional. Hoy no sé qué voy a producir ni de qué manera. En el caso del Bafici, esta es la primera vez que participan muchas películas del Municipio de La Plata, creo que el Festival tiene una mirada de amplitud hacia otro cine, otra manera de narrar, que es más federal. Es una pantalla importantísima y celebro y festejo que el Bafici haya rescatado esa diversidad de miradas.

El 4 de mayo, fecha en que se proyectó «Silencio en la ribera» en el cine Victoria de Berisso, se restituyó la placa en memoria de Haroldo Conti en el embarcadero desde donde sale la lancha a Isla Paulino.

 

El presente artículo fue publicado originalmente en El Grito del Sur el 28/4/2022.

Ludmila Ferrer
+ posts

Periodista y Licenciada en Comunicación Social (UBA). Adquirió las mejores prácticas profesionales desde tiempos de estudiante como redactora ANNCOM, Hoy escribe en Página/12 y El Grito del Sur.

scroll to top